Podemos: ignorancia y mentiras

Podemos es la demagogia elevada a su grado máximo, las propuestas son disparatadas e insostenibles en lo económico.

Pero no se quedan ahí y mienten, se inventan cifras y las tergiversan. Pero siempre hay gente informada y sensata que se encarga de desmontar las mentiras, en este caso Juanma del Álamo.

Observen este gráfico de Podemos:

BnXY1zKIYAAbgDN.png-large
El primer dato, rescate a las entidades financieras, es mentira. Como indica Juanma:
Nos damos de bruces con el primer dato, el del rescate a entidades financieras. Encontramos un número que es 1,4 veces el PIB de España y claramente una estupidez. No empezamos bien. Realmente el rescate a la banca nos ha costado a los españoles unos 100.000 millones de euros, según el Tribunal de Cuentas. A esta cifra habría que restarle diferentes partidas que el tribunal define como “de naturaleza muy diversa” además del dinero ingresado con la venta de las entidades rescatadas. De hecho, la Comisión Europea solamente contabiliza como déficit público aplicable a estos datos, desde 2010 hasta 2013, unos 50.000 millones En cualquier caso, ni por asomo el rescate a la banca nos ha costado 1,4 billones de euros.
No hay más que leer los datos del Banco de España y completar la información con un buen artículo de El Confidencial. El error es de más del 1300 %, ¡unas 14 veces mayor la cifra inventada que la real! Desde luego sutiles no son.

Una alternativa sería que recomendaran el bail-in para el rescate los bancos, es decir, que no hubiera rescates y que los costes los asumieran los acreedores no los contribuyentes. Pero claro, explicar esto implica un ejercicio intelectual y requiere tiempo de reflexión.

El segundo dato, fraude fiscal, es discutible pero, dándolo por cierto, hay cosas que señala Juanma que lo hacen inútil:
[N]o sé si tal vez Podemos intenta decirnos que ellos serían capaces de acabar con el 100% del fraude fiscal. Quiero pensar que no nos toman por tan idiotas. También resulta ridículo comparar un dato de fraude anual con un dato no anual, como el del rescate bancario.
Es decir, habría que reducir el fraude fiscal a cero para recaudar esos supuesto 71 000 millones de euros. Personalmente apoyo la medida, pero es mentira que lo harían, en ningún país del mundo sucede. Por otra parte, comparar datos anuales con cifras no anualizadas es una tergiversación, la que esperamos de un partido como Podemos.

El tercer dato, ayudas en educación, es otra prueba de que en Podemos se hacen las cosas sin pensar y sin saber. Juanma aclara:
Ese dato de 1.944 millones corresponde exactamente al presupuesto de 2013 del Ministerio de Educación. Educación, como saben, es una competencia transferida a las comunidades autónomas, y el ministerio tiene competencias ciertamente limitadas. En España gastamos anualmente en educación alrededor de 45.000 millones de euros, aproximadamente como en 2007, antes de la crisis.
En este informe (página 10) del Ministerio de Educación vienen indicadas las cifras. Vean el cuadro a continuación:


La cifra que da Podemos es unas 23 veces menor que la real. ¡23 veces! Asusta pensar cómo manejarían la economía estos genios.

Sobre el último dato, presupuesto sanitario, estamos en las mismas:
De nuevo una competencia transferida a las comunidades autónomas y de nuevo nos dan el presupuesto de un ministerio y no el del sistema sanitario. El gasto sanitario en España es en total de unos 70.000 millones de euros. Por cierto, es el doble que en 2001, cuando nos creíamos los reyes del mambo.
¡Hasta los de CCOO saben las cifras reales!

De las cuatro cifras, tres son mentira, y la otra es una manipulación basada en datos no contrastados. Como concluye Juanma:
Si hubieran hecho el gráfico con los datos reales, el resultado hubiera perdido mucha fuerza de cara al votante rabioso.
Lo que desprende Podemos es un olor rancio, olor a comunismo, a populismo, a miseria moral. Como aclara este artículo Jan-Werner Mueller:
Los populistas suelen adoptar un estilo de gobierno que refleja las propias acusaciones que ellos lanzan contra la clase política anterior. Se aferran al poder que consigan, desactivan los frenos y contrapesos, llenan todas las oficinas estatales con compinches suyos y recompensan a sus partidarios (y sólo a ellos) con ventajas a cambio de su lealtad: lo que los politólogos llaman “clientelismo de masas”.
Los ejemplos de Fidel Castro y Hugo Chávez encajan a la perfección con la afirmación anterior.

Comentarios a: El ‘affaire’ de la tecnocracia con el populismo

Benito Arruñada es una persona a la que hay que seguir (twitter). En el artículo mencionado en el título de la entrada aclara como los populistas y los regeneracionistas tecnocráticos coinciden en muchas de sus propuestas:
[A]mbos prescriben recetas similares en política, pues proponen mejorar su funcionamiento sin más que elegir otros representantes, según el populista, o cambiar algunas reglas institucionales, según el tecnócrata. En ambos casos, sin que los ciudadanos hayan de esforzarse lo más mínimo.
Se opone a las peticiones de mayor y mejor regulación por parte de los tecnócratas:
Nuestra demostrada incompetencia regulatoria aconsejaría regular menos, reduciendo la masiva discrecionalidad política, regulatoria y judicial, pero interesa insistir en la pretensión de regular mejor. La regulación da poder.
Y propone una solución muy inteligente y no demasiado complicada:
Para evitar que la mayor competencia política degenere en populismo, un fenómeno visible ya tanto en el ámbito regional como nacional, debemos mejorar la calidad de la información ciudadana. La solución radical y democrática pasa porque el ciudadano esté mejor informado y sus preferencias sean más consistentes. No me refiero a que reciba más educación formal, cuyo valor en este terreno es discutible. La solución pasa porque el ciudadano no pueda evitar enterarse de cuáles son los costes reales de sus deseos y conozca al menos cuántos impuestos paga por persona interpuesta.
La mayoría de las veces proponemos cambios de todo tipo que, supuestamente, mejorarían la política y la sociedad. Pero nos olvidamos de lo más importante, las personas y sus deseos. Por ejemplo, por mucho que inventemos otro sistema de votación la gente va a seguir votando a los mismos partidos.

Análisis de: Medidas que podría tomar Podemos y que aterrorizan a la casta

El artículo que analizo a continuación está escrito por Juan Torres López es Catedrático de Economía Aplicada de la Universidad de Sevilla. Se supone que es una persona preparada e inteligente, pero muchas de sus ideas y propuestas indican lo contrario. 
Artículo: Medidas que podría tomar Podemos y que aterrorizan a la casta [¿Cómo se define a la casta? ¿Cuándo empezará a ser casta Podemos?] 
Desde que Podemos entró en la agenda pública española se producen ataques continuados contra sus dirigentes, a los que de antemano se acusa de todo tipo de tropelías [Por mi parte les acuso de que sus medidas son irracionales y que acusarían un gran daño, además de que uno de sus ideólogos, Juan Carlos Monedero, es defensor y fue asesor de un golpista como Chávez] (incluso se ha dicho públicamente de ellos que fusilarían a sus adversarios, sin que ningún fiscal haya visto nada malo en esas acusaciones). Sobre todo, se vaticina que, si Podemos gobernase, la economía española se vendría abajo creando paro y pobreza [Es mentira que España sea un país pobre, ni que la pobreza afecte a gran parte de la población], como si en los últimos años estuviésemos viviendo en la estabilidad [Bastante estable si lo comparamos con Venezuela o Argentina, dos modelos de Podemos], la abundancia [España es uno de los países más desarrollados del mundo, siendo puntero en infraestructura, protección social, PIB, renta per cápita, y otros muchos temas] y el pleno empleo [Gran lacra de España. Lástima que en el programa electoral de Podemos las medidas concretas no existan] y Podemos fuese un mero capricho que viniera a chafar su esplendor [Pues España sí ha crecido de manera espectacular en los últimos 160 años, y no va a parar; independientemente de esta grave crisis pasajera].
Yo creo que lo que ocurre en realidad es otra cosa. No tienen miedo de la formación que lidera Pablo Iglesias solo porque sepan que podría tomar medidas para acabar con los privilegios oligárquicos [¿Cuáles son esos privilegios? ¿Quiénes forman la oligarquía?] que provocan las crisis y el atraso económico. Lo que sobre todo les aterroriza es que Podemos encendieran las luces para que todos los españoles se enteren de cómo se han enriquecido quienes vienen detentando el poder político, judicial, económico y financiero en los últimos decenios gracias al dinero público y a su información privilegiada [¿Absolutamente todos se han enriquecido así? ¿Dónde están los datos que avalen esa tesis? ¿Qué impedirá que Podemos haga lo mismo que, supuestamente, han hecho los que están ahora en el poder? ¿Son seres superiores?].
Tienen terror a que si gobierna Podemos se pudieran tomar medidas como las que propongo a continuación como ejemplo, y que de paso pido a sus dirigentes y círculos que las debatan y asuman como un compromiso firme ante la ciudadanía para las próximas elecciones.
- Evaluación de las privatizaciones de empresas y patrimonio publico realizadas por el PP y el PSOE para determinar su coste para el Estado y quién se ha beneficiado de ellas. [¿Cómo y con qué mecanismos y criterios? ¿Qué coste tendrían esas evaluaciones? ¿Volverían a nacionalizar esas empresas? ¿Quién haría esa evaluación?]
- Determinación del dinero efectivamente gastado en el rescate a la banca [Le remito al Banco de España y a este buen artículo de Eduardo Segovia en El Confidencial. ¿O quiere decir que hasta que no lo determinen ustedes no es válido? ¿Defienden un bail-in para el recate de bancos? Yo sí], el uso realizado de dicho dinero y los beneficiarios de la actividad del “banco malo” dedicado a gestionar sus activos inmobiliarios.
- Determinación de las causas reales que han provocado la desaparición del sistema de cajas de ahorros españolas, su coste para el Estado y la sociedad y quién se ha beneficiado de ello [¿Causas reales? Pensé que las causas siempre eran reales. Parece que tener políticos y sindicalistas en los consejos de administración tuvo mucho que ver, ¿cómo gestionaría Podemos los bancos públicos?].
- Evaluación del fraude total cometido por las empresas eléctricas españolas y explicación en hora punta televisiva [¿Al modo de Hugo Chávez? ¿No sería mejor que eso lo hiciera un juez? A populismo no les gana nadie] de los engaños y robos que hay detrás del recibo de la luz [Para empezar: “el 57% del precio final que pagan en la electricidad son costes fijos regulados, primas, impuestos y subvenciones”. ¿Bajará Podemos esos impuestos y primas? ¿Retirará las subvenciones y costos fijos regulados? O propondrá las medidas mágicas y sin sentido que acostumbra. Para empezar proponen en su programa la “recuperación del control público en los sectores estratégicos de la economía”, entre los que incluye la energía. Da miedo, pero sus medidas son las que lo producen].
 - Determinación del origen real de la deuda del estado español y de sus beneficiarios, con particular referencia al papel desempeñado por la banca en su incremento. [¿Y cuándo determinen el origen qué? La banca prestó mucho dinero al sector inmobiliario, tanto a personas como empresas, ¿quieren que la banca preste menos? ¿Subir tipos de interés? Ideas, por favor].
- Determinación y cuantificación de la financiación pública de los partidos políticos y de sus fundaciones, de la patronal y de los sindicatos, de los créditos que le han sido perdonados y de las fuentes y la cuantía de la financiación irregular que hayan recibido desde 1977. [Podemos propone limitar y crear mecanismos de control, ¿limitar hasta qué cantidades? ¿Por qué esos mecanismos sí funcionarían y no lo hacen los actuales?].
- Determinación del origen de las 100 mayores fortunas de España. [Síiiiii, que no falte la demagogia. ¿Por qué sólo las 100 mayores? ¿Por qué no las 1000 o las 10 000? ¿Quién haría eso? Más miedo].
- Evaluación de la naturaleza y efectos de la actividad en el extranjero de las grandes empresas multinacionales “españolas” con especial referencia de la desarrollada en América Latina [Gran propuesta, y muy moderna. ¿Respetarían la soberanía de los países latinoamericanos o entraría a saco a investigar? Yo estoy en Perú y hay varias multinacionales como REPSOL y Telefónica, que dan una gran cantidad de puestos de trabajo y generan una gran riqueza, ¿les parece mal? ¿Piensan que los países latinoamericanos son incapaces de evaluar? Qué presuntuoso].
- Evaluación de la apropiación privada y de la destrucción de recursos naturales y ambientales en España en los últimos años [¿Cómo lo harán? ¿Con qué fin? ¿Creen que no se hace en la actualidad? ¿De verdad creen que están inventando algo nuevo?].
- Determinación de los perdedores y de los beneficiarios de las medidas “contra la crisis” que han tomado los sucesivos gobiernos desde mayo de 2010 [Toma ya, ahí es nada, y ustedes seguro que son capaces de determinar eso con cuatro expertos sentados en una mesa].
Las medidas que propongo estarían basadas en la creación de comisiones de investigación formadas por expertos y personalidades nacionales e internacionales independientes y reconocidos por su prestigio, legitimidad y solvencia. Y sus resultados y conclusiones se difundirían ampliamente en horas punta por TVE. [Infecto populismo lo que propone. ¿Quién financia y paga todas esas comisiones y expertos? ¡Siempre mirando al futuro con sus propuestas!]
Podemos, valga la redundancia, puede hacerlo porque es la única fuerza política que hasta el momento está completamente libre de pecado [vaya gansada] y es sencillamente por eso por lo que ha puesto tan nerviosos a quienes tienen algo que ocultar. El voto de la gente le permitirá hacerlo y el tiempo nos dirá si lo consigue.

Promesas y expectativas

Parece que Europa está sufriendo un parón, y aunque hay países en los que el crecimiento sigue (España, Reino Unido y Países Bajos), hay otros que no lo están haciendo (Francia, Italia y Alemania).

Vuelven a hablar de la austeridad, un mito que han alimentado los populistas de todos los partidos. Los gastos se incrementaron de manera brutal del 2004 al 2009, y los ingresos no lo han hecho en consonancia.

España es una sociedad con personas altamente intervencionistas, tal y como refleja este estudio de la Fundación BBVA. El siguiente ejemplo es paradigmático:


Y como nada es gratis tenemos los políticos que cumplen los deseos de la mayoría de su población.

Todo tiene su reverso tenebroso, y en España es Podemos, sus ideólogos y nuestros comunistas. Si alguna vez llegan al poder el lamentable caso de Venezuela y Argentina se repetirá.

No creo que suceda lo anterior, porque una cosa es responder encuestas sin ningún tipo de consecuencias, y otra es votar a partidos que proponen invadir viviendas, no pagar la deuda y otras majaderías. Pero sí puede llevarnos a que partidos como el PP y el PSOE, se inclinen por realizar propuestas similares a las anteriores, por ejemplo la renta básica. Y en este último punto es donde veo el peligro a medio plazo, en prometer cosas que no se pueden cumplir.

Mucha gente piensa que los políticos son magos, y estos se empeñan en que sigan pensando eso. Prometen el pleno empleo o el cambio de modelo productivo o algo similar, cuando lo único que pueden proponer son medidas encaminadas a que la economía funcione mejor y que ello derive en un crecimiento que permita mejorar las condiciones de los ciudadanos. Pero cuando lo prometido no se cumple vienen los problemas.

Sigo con mi optimismo racional y pienso que iremos a mejor, saldremos de esta crisis y España volverá a crecer, pero no es automático, se deben tomar medidas y explicar a la población que habrá problemas siempre y que hay que encararlos con decisión y sapiencia.

Comentario a: Desaceleración y política monetaria expansiva

A continuación mi comentario al artículo de Carlos Parodi "Desaceleración y política monetaria expansiva":

Estimado Carlos,

Para mí el problema es la sensación que se crea con estas medidas de que el Gobierno de turno tiene la capacidad de voltear todas las situaciones negativas que se presentan. Esto hace que cuando las cosas van mal la gente se enfade porque cree que el gobierno tiene una varita mágica, y cedan a opciones populistas, como en Argentina o Venezuela, que son muy dañinas tanto a nivel económico como social.

Cuando hablamos de la crisis que empezó en 2007 no debemos olvidar que el grado de intervención en la economía era muy alto, aún lo es. Los tipos de interés no deberían estar fijados por los bancos centrales, quienes, en muchos casos, los han reducido a un valor casi nulo. Los Gobiernos son los responsables de la creación de moneda, y hacen y deshacen a su antojo. Estados Unidos ha creado una masa monetaria tremenda. ¿Alguien piensa que estas distorsiones no van a traer consecuencias?

Creo que se debería ser más rígido, por ejemplo, fijar una tasa de encaje fija y que no variase bajo ninguna circunstancia. Eso disciplinaría a los mercados y no distorsionaría las decisiones de las personas. Muchas veces, con tanta ingeniería financiera, se mandan señales equivocadas a las personas, por ejemplo, bajando la tasa de encaje se puede hacer creer a las personas que endeudarse ahora es bueno, ¿lo es?

Un problema que veo es la aversión a las crisis. Yo las veo como algo inevitable y con la misión de sanear el sistema. Son una señal de que las cosas se están haciendo mal. Si en lugar de sufrirlas y aprender de ellas nos limitamos a jugar con ciertas variables para evitarlas, corremos el riesgo de gestar una crisis aún mayor. Esto sucedió cuando estalló la burbuja de las puntocom en 2000 y se abarató el dinero bajando las tasas de interés, lo que ayudó a generar una crisis mucho mayor en 2007.

A pesar de todo, creo que Perú está lejos de tener problemas graves a medio plazo, pero para el largo plazo sí se deben poner las bases para un crecimiento mayor. Educación, liberalizar mercados y eliminar trabas deben ser tres pilares básicos.