World War II in Film. María Jesús Martín Villar

Listado y vídeos de películas sobre la Segunda Guerra Mundial a cargo de María Jesús Martín Villar.

Algunas están incluidas entre mis películas.


El gran dictador. (1940)

- Air Force (1943)






- Los mejores años de nuestras vidas (1946)



- Rommel, el zorro del desierto (1951)



- De aquí a la eternidad (1953)



- El puente sobre el río Kwai (1957)



- Dos mujeres (1960)



-Los cañones de Navarone (1961) 



- El día más largo (1962)



- Patton (1970)



- Tora! Tora! Tora! (1970)



- La cruz de hierro (1977)



- El tambor de hojalata (1979)



- Au revoir les enfants (1987)



-La delgada línea roja (1988)



- Estalingrado (1993)



- La lista de Schindler (1993)



- El paciente inglés (1996)



- La vida es bella (1997)



- Salvar al soldado Ryan (1998):



- Enemigo a las puertas (2001)



- Amen (2002)



- El pianista (2002)



- El hundimiento. Der Untergang (2004)



- Banderas de nuestros padres (2006)



- Cartas desde Iwo Jima (2006)



- El niño con el pijama de rayas (2008)



- The reader (2008)

                                                                                                                   

Música 06.09.2011

Jazz internacional - Francis Bourrec (Abril de 2010)
Se emite el concierto facilitado por la UER del cuarteto del saxofonista francés Francis Bourrec desde los estudios de Radio France en París, en Abril de 2010. El resto del programa se completa con miscelánea de discos variados.

Se emite el concierto facilitado por la UER del cuarteto del saxofonista sueco Jonas Knutsson desde el Folket Hus Studio de Estocolmo en Marzo de 2009. El resto del programa se completa con un homenaje al baterista americano Art Blakey en el 91º aniversario de su nacimiento (11/10/10).

Chinese activist's daughter not allowed to go to school

The six-year-old daughter of a blind Chinese activist under unofficial house arrest has been barred from leaving her home and is unable to attend school, another activist has said.

Chen Guangcheng and his wife have been confined to their home by authorities in their village in Linyi city in eastern China's Shandong province since he was released from prison last autumn. Reporters trying to visit them have been forced away by men patrolling his village.

Since 24 February, the couple's daughter has not been allowed to leave the house and her books and toys have been taken away, according to He Peirong, a rights activist who has been detained in the past for trying to visit Chen.


Read full.


Entrevista a Richard Dawkins (2009)

Leer entrevista completa.


Extractos:

¿Hay algún aspecto de la naturaleza humana que se encuentre fuera del alcance de la teoría evolutiva?

Posiblemente la conciencia… [duda] pero si realmente hay algún aspecto que se encuentre fuera del alcance de la ciencia, entonces se encuentra fuera del alcance de cualquier otra teoría. Entiéndame, espero que se resuelva el misterio de la conciencia, pero pienso que la solución vendrá del campo de la neurobiología y quizás de la informática, más que de la biología evolutiva.


¿Qué opina de la conciencia animal? ¿Son conscientes los animales?

Asumo que la conciencia ha evolucionado como todo lo demás, y por tanto otras especies probablemente tendrán un tipo de conciencia que podríamos considerar, en mayor o en menor medida, rudimentaria.


¿Los científicos son, en general, buenos comunicadores?

Muchos científicos lo son, aunque también hay muchos que ni siquiera lo intentan o que no se les concede esta oportunidad. Es bastante triste, pero ya me he acostumbrado a que, cada vez que aparece en los periódicos una noticia sobre ciencia, los periodistas inmediatamente me llamen por teléfono. Una vez les dije: «¿Por qué me llamáis a mi? Hay mucha otra gente… ¿Por qué no llamáis a un brillante estudiante de doctorado que conozca el tema, que seguro que estará encantado de salir en la radio?» El motivo es que muchos periodistas y editores de periódicos son unos vagos y no se toman la molestia de preparar una lista de buenos comunicadores. Siguen dirigiéndose una y otra vez a la misma media docena de personas que ya conocen y en los que confían para darles una buena historia. Deberían de dar una oportunidad a la gente nueva.


Muchos probablemente están de acuerdo con sus ideas acerca de la relación entre ciencia y religión, pero se guardan sus opiniones para sí mismos. ¿Cuándo y cómo decidió salir del armario?

Me preocupa la verdad, no me gusta el fraude deliberado, no me gusta la hipocresía, pienso que hay que llamar a las cosas por su nombre, pero de forma educada, no de manera agresiva. Creo que se comete una injusticia conmigo cuando se dice que soy francamente agresivo. Siempre he sido educado. Pero también creo que deberíamos decir lo que verdaderamente pensamos en lugar de fingir.


¿Podría contarnos los problemas que ha tenido recientemente en Oklahoma?

Bueno, di una conferencia en Oklahoma en marzo y un congresista [el republicano Todd Thomsen] presentó una moción al congreso estatal para que se condenase a la Universidad de Oklahoma por invitarme con el pretexto de lo que iba a decir. Realmente no sabía lo que iba a decir, pero presumió que iba a decir cosas contrarias a la opinión de la mayoría de los ciudadanos de Oklahoma. A lo que contesté diciendo: «¿para qué piensa que están las universidades?». Desde luego no para reforzar las opiniones de los ciudadanos del estado de Oklahoma. Posteriormente, él mismo o algún otro congresista intentaron sugerir que la Universidad estaba malversando fondos públicos. Crearon el rumor de que yo había recibido 30.000 dólares de las arcas del estado y denunciaron que se trataba de un gasto ilegítimo. Exigieron que se les entregase copia de toda la correspondencia entre mi oficina y la Universidad para tratar de establecer cuánto dinero se me había pagado. Resulta que no se me había pagado ni un céntimo. De hecho, renuncié a cualquier tipo de remuneración ya que se trataba de una conferencia dirigida a los estudiantes y yo quería ofrecer mis servicios gratuitamente. Al final esta gente acabó escaldada, aunque por supuesto no lo reconocerán. Luego intentaron atacar al profesor de geología que me había invitado, pero afortunadamente su plaza de profesor está consolidada, por lo que se encuentra a salvo de sus ataques.

7 cosas que deberías saber sobre los cambios en tu peso. César Tomé

Leer entrada completa.


Extractos:

El mejor consejo es no engordar. Es más difícil quitar la grasa acumulada que evitar que se acumule. Por ejemplo, un varón de 23 años de 1,70 m de altura y 70 kg debería comer 2294 calorías al día para mantenerse y ni una más.

Seguido por disminuye de peso por etapas, con fases de estabilización. Si el mismo varón de antes pesase 110 kg debería ingerir 3080 calorías sólo para mantenerse, por lo que, haciéndolo sencillo, necesitaría cortar de raíz la ingesta de 786 calorías de su ingesta diaria si quiere volver a los 70 kg. Si deja de comer algo menos de esas 786 calorías perderá algo de peso, pero su tendencia será a equilibrar la ingesta con el nivel de mantenimiento del nuevo peso. Cuando consiga llegar a 90 kg sólo tendrá que quitar de su dieta 435 calorías diarias, lo que, en términos absolutos, es algo bastante más manejable. En cualquier caso, esto exige una gran fuerza de voluntad que, en caso de existir, la habríamos empleado en seguir el consejo de no engordar.

Growing the Economy for Dummies. Richard W. Rahn




Extracts:

Did you know that in Denmark, the poorest 30 percent pay 14.1 percent of all taxes and the richest pay 48.7 percent, while in the United States, the poorest 30 percent pay just 6.1 percent of all taxes and the richest 30 percent pay a whopping 65.3 percent? The surprising thing is not that the richest pay most of the taxes but that the U.S. has nearly the most progressive tax system in the world, while the Scandinavian countries have about the least progressive tax systems, contrary to commonly held belief.


In his new book, Mr. Tanzi clearly shows how governments in most developed countries have grown over the past century. The many tables are a delight for us data hounds. Some advocates of higher taxes argue that tax rates on labor do not have much impact on the willingness to work, but Mr. Tanzi gives us a very clear chart plotting the tax rate on labor versus the number of hours worked per year in many countries. It shows that there is a strong inverse relationship between tax rates on labor and hours worked. Such facts are inconvenient for the big-government, high-tax crowd. Mr. Tanzi is far from being anti-government, but the facts and data he presents show how most governments have grown far beyond the optimum point, and he is a bit pessimistic about the ability of democracies to rein in excessive and destructive government.


Near the end of the book, Mr. Tanzi observes: "Once the population of a country (or, more often, groups within it) come to see the government as a potential cow that can be milked, there is no longer a limit to the demands for more public spending. There are literally infinite 'needs' of the population, and infinite groups capable of organizing politically, to press for more government spending or other government actions that would benefit them."

But despite Mr. Tanzi's pessimism, he documents how two countries, Sweden and Canada, have changed course and reduced the size of government because the body politic came to understand that the cow was being overmilked and soon would go dry or die.


The Chilean system has been so successful during the past 30 years that it has been copied by more than 30 countries, including Sweden and Australia. Chileans retire with far more wealth than the average American, despite the fact that Chile is just a low-middle-income country. In both Chile and the United States, employers are required to set aside a little more than 12 percent for the pension program, but in Chile, someone with the same earnings as an American will be getting $55,000 as an annual pension, while the American, working the same number of years, just gets $18,000.

The fact, as Mr. Ferrara explains so well, is that we need not have miserable retirement and government medical systems that barely serve the needs of the people while driving the country into bankruptcy. What we need instead are programs in which individuals have control over their own retirement and medical accounts and have the flexibility to design them to meet their needs. Other countries have proved it can be done.


Vía Francisco Capella.

El 'dinero tonto' desvirtúa el valor de las acciones. Raquel Merino Jara


Leer artículo completo.


Extractos:

Es por ello que los traders constituyen la primera línea de contención para estabilizar los precios. Al no valorar el título en cuestión por lo que se revalorizará a meses o años vista, los rangos que manejan, con sus soportes y resistencias, son pequeños.

Bien es cierto que si se rompe un soporte o resistencia, tienden a fijar el siguiente rango con su respectivo techo y suelo. Pero se acaban retirando cuando los vaivenes empiezan a ser más fuertes. Dejan de controlar el mercado con sus rangos y es el mercado el que, alterado, engulle una y otra vez los cálculos que habían realizado. Los acontecimientos les superan sin saber muchas veces por qué y se salen. Y es que los traders saben bien poco de análisis fundamental o de entorno macroeconómico.

Se dice entonces que no hay negociabilidad alguna y que el mercado ha entrado en pánico –vendedor o comprador–. Repentinamente, la profundidad y negociabilidad que había en los mercados –propiciada sobre todo por estos operadores a corto plazo–, se esfuma. En el caso que nos ocupa, habrá mucho papel por vender y pocos compradores dispuestos a hacerse con él o viceversa. Esta primera línea de estabilización de precios se rompe.


Nos detenemos, pues, en los "cuidadores": estos suelen ser agentes con información insider de la empresa para la que trabajan estrechamente. Los cuidadores, a menudo vinculados con las llamadas manos fuertes, entran a comprar acciones una vez los traders desaparecen de escena y las acciones caen a precios interesantes. En el caso de los insiders el conocimiento interno de la empresa permite, si ha bajado mucho la acción, advertir que ésta puede estar realmente barata. Será el momento de entrar con fuerza merced al importante volumen de acciones que normalmente pueden adquirirse. Muchas veces, estos cuidadores son los mismos altos directivos de la empresa, quienes, sabiendo del potencial de la misma, adquieren importantes paquetes de acciones en momentos de tensión bajista.


Los inversores en valor son los que manejan un rango más amplio, especialmente, si nos atenemos al suelo de una acción. Son el "comprador de mayor rango", por así decirlo. Cuando ciertas empresas están muy machacadas, con alto potencial de revalorización, pero también en medio de gran incertidumbre, entran a comprar los inversores en valor. Si no lo hicieran, los precios quedarían aún más sumergidos. Por supuesto que en estos casos los cuidadores compran de nuevo (seguramente ya lo habían hecho antes, cuando empezó a penalizarse la empresa). Pero, decíamos, lo que cambia es el peso relativo de los actores en las operaciones. Ahora asoman más la cabeza los inversores en valor.


También nos encontramos con el "dinero tonto". Al repasar los actores que configuran los mercados financieros en ningún momento hemos mencionado al portero de nuestra vivienda, al lechero, a nuestro primo o al fondo de inversión agresivo recién creado por el banco de la esquina tras cinco años de bonanza en la bolsa. Sin ánimo de ofender, el dinero tonto emerge cuando ese tipo de "inversores" acaba manejando los precios del mercado. Esto se da especialmente en épocas de burbujas financieras. Ni cuidadores ni inversores en valor ni inversores institucionales experimentados ni traders. Todos los "estabilizadores" se quedan fuera cuando el dinero tonto campa por sus respetos. En esos momentos, todo el mundo tiene acciones salvo quien realmente sabe lo que es una acción.


El dinero tonto con apalancamiento siempre se lleva un severo castigo, pero con su estupidez pone en peligro la estabilidad económica y financiera. Lo mejor para que no se adueñe del mercado e impedir burbujas será no intoxicar con crédito fácil la economía, así como endurecer los requisitos de márgenes de garantía de colateral y capitalización.




Los políticos amenazan la liquidez del mercado. Raquel Merino Jara

Leer artículo completa.


Extractos:

Lo que dicen querer los legisladores, por tanto, son inversores, expulsando a los jugadores especuladores. En el punto de mira están, pues, los "jugadores" que arrastran los valores al fango por haberse puestos cortos en una acción, título de deuda pública, materia prima o similar. O aquéllos que, estando largos en esos mismos instrumentos financieros, compran pidiendo prestado un 95% de la inversión, con tan sólo un 5% de exposición propia, y se ven obligados a vender súbitamente si cambia de tendencia o a dar una mejor garantía al prestamista para ganar más tiempo y así evitar verse obligados a desprenderse de sus títulos.


Lo que realmente significa invertir a largo plazo es ser consciente de que el mercado a veces no paga lo que un negocio vale a largo plazo porque está dominado por la falta de liquidez, la incertidumbre, el pánico, la incredulidad, etc., y que, en tales casos, si se tiene una acción con revalorización latente importante, lo interesante es mantenerla.


Los traders, con su labor diaria, están "haciendo mercado". Son los market makers del sistema financiero. Básicamente, los traders manejan rangos en los que estiman que en un corto plazo se va a mover un activo. Sus beneficios se asientan en este presupuesto anterior. Si la cotización se mueve en el rango bajo (cerca del soporte), compran a la espera de que suba hacia la media (o más) y sueltan lastre. Procederán a la inversa si la acción se mueve por el nivel más alto: venderán, esperando que caiga, para volver a comprar cuando lo haya hecho.

La cuestión es la siguiente. No siempre hay tantos compradores como vendedores y a la inversa. En esos casos, el trader es quien actúa haciendo de contraparte. Por decirlo de otra manera, cuando se mueve la cotización en niveles bajos, en el acto de comprar no valora la acción per se, sino que estima que en ese momento hay pocos demandantes y él entra a sustituirlos comprando. Sabe que, en circunstancias estables, aparecerán con el tiempo esos compradores deseosos de sus títulos. Por eso, de alguna manera sustituye temporalmente a los compradores (o vendedores si nos moviéramos en el rango alto) hasta que asomen la cabeza.

La existencia de los traders, por tanto, contribuye a hacer los mercados muy continuos (mucha profundidad de mercado) y muy negociables. Si yo no soy un trader, quiero colocar mis acciones en el mercado (y no hay gran cambio de circunstancias), el volumen de acciones que saco a la venta no va a afectar apenas al precio gracias a que los traders que compran y venden continuamente dan profundidad al mercado. Es decir, tendré más posibilidades de encontrar comprador rápidamente y con deseos de hacerse con mi acción. Por el contrario, si no existieran los traders y quiero vender, sacrificaría más precio al no encontrar quien me compre o tardaría mucho más tiempo en colocarlas si no quiero que se vea afectado el precio de venta.





Entrevista con Judith Rich Harris. Cristian Campos 05.05.2011


Leer entrevista completa.


Extractos:

De acuerdo a mi teoría, hay dos elementos que modelan la personalidad de los niños a largo plazo: los genes que heredan de sus padres y sus experiencias fuera del hogar. Los niños se parecen algo a sus padres en personalidad, habilidades y actitud, pero eso se debe básicamente a la herencia, es decir a la influencia genética en esos rasgos. Así que, con el objetivo de confirmar o refutar mi teoría, las investigaciones deberían poder controlar o descartar de la ecuación esas influencias genéticas. Cuando eso se consigue, los resultados han coincidido en general con mi teoría. Por ejemplo, algunos investigadores de los EE UU han estudiado cómo los niños pequeños adquieren el autocontrol que necesitan para comportarse correctamente en la escuela. Cuando los investigadores se centraron en la influencia de los genes en el comportamiento de los niños, encontraron que las enseñanzas de los padres no tenían ningún impacto en cómo se comportaban aquellos en la escuela. Lo que sí influía era cómo se comportaban en clase el resto de los niños.


¡Muy buena pregunta! Siempre hay expertos que se ganan la vida aconsejando a los padres, pero los consejos que dan cambian con los años. Yo nací en 1938, una época en la que la paternidad y la maternidad eran muy diferentes de lo que son ahora. Los padres de los años 30 y 40 no se preocupaban de la autoestima de sus hijos: les preocupaba la posibilidad de que prestarles demasiada atención los malcriara y los convirtiera en niños consentidos. Los padres no se preocupaban demasiado por los deberes escolares de sus hijos; ese era el trabajo de los profesores, no el suyo. Y el castigo físico era pura rutina. Los padres jugaban sólo un pequeño papel, si lo jugaban, en el cuidado de los niños: su principal función era administrar la disciplina. A pesar de los importantes cambios que se han producido recientemente en el papel de los padres, la gente es igual que siempre. A pesar de todo el afecto y la atención que los niños reciben hoy en día, tanto por parte de padres como de madres, no son menos depresivos o demuestran una mayor autoestima que hace años. A pesar del descrédito del castigo físico, no son menos agresivos. Estos hechos son una prueba apabullante de que mi teoría es correcta.